Primarias: habrá vigilancia de la OEA y pocas restricciones

0
115
Las primarias no solo serán una elección con el resultado puesto, sino que también será la primera vez que el país vaya a las urnas sin restricción vehicular. La validación de los binomios de los nueve partidos y alianzas que pretenden participar de las elecciones generales de finales de octubre, no tendrá las restricciones acostumbradas, pero sí habrá observación internacional. Así lo pactaron ayer Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), y Jorge Alberto Gonzales, embajador boliviano ante el organismo multilateral.
Restricciones
Las elecciones primarias se celebrarán por primera vez en Bolivia el domingo 27 y tienen como fin seleccionar a los candidatos de cada partido entre sus militantes. Como cada partido y alianza ha presentado un solo postulante, la mayoría de los frentes políticos ha decidido realizar solo una votación simbólica. Pese ello, 1,7 millones de personas están habilitadas para votar, aunque en esta oportunidad el sufragio no es obligatorio ni se establecerán sanciones a los militantes que no ejerzan su derecho.
Desde 48 horas antes de la votación (medianoche del jueves) está prohibido el consumo y expendio de bebidas alcohólicas a cuatro cuadras a la redonda de los recintos electorales habilitados -no serán todos los de las elecciones generales-. Tampoco se podrá portar armas de fuego, blancas o contundentes en ese mismo perímetro ni realizar protestas, espectáculos públicos o manifestaciones de adhesión a los candidatos en esa misma área.
Los infractores serán juzgados por jueces electorales y podrán recibir penas que van desde ocho horas de arresto o multas de entre los Bs 720 y más de Bs 100.000, según la gravedad de la infracción y la naturaleza de las personas (si son ciudadanos o representantes de fuerzas políticas). También pueden ser sancionados con trabajo comunitario.
Observación
Según informaron Gonzales y Almagro desde Washington, serán cinco los observadores internacionales que llegarán al país y estarán en territorio nacional desde el lunes próximo. Esta será la elección número 16 que observará la organización multilateral en Bolivia. Su presencia anticipada será aprovechada por los partidos de oposición para presentar sus denuncias ante los enviados de la OEA.
Según Vladimir Peña, dirigente de Demócratas, presentarán una denuncia de ruptura del orden constitucional contra el presidente Evo Morales por no respetar los votos del 21-F. Víctor Hugo Cárdenas, postulante a la presidencia por UCS, también planea encontrarse con los enviados para quejarse por la repostulación del binomio en función de Gobierno.
Reunión opositora
Antes de que lleguen los observadores, los opositores están citados por los comités cívicos a una reunión en Santa Cruz de la Sierra, a celebrarse mañana en el Comité pro Santa Cruz. Según informó el presidente de la institución, Fernando Cuéllar, además de los representantes de todo el país, han confirmado su presencia cinco fuerzas políticas: Bolivia Dice No, con Óscar Ortiz; Unidad Cívica Solidaridad, con Víctor Hugo Cárdenas, Movimiento Nacionalista Revolucionario, con Virginio Lema, Comunidad Ciudadana, con Carlos Mesa y Partido Demócrata Cristiano, con Jaime Paz Zamora. Se espera la adhesión de al menos un partido más.
Fuente: El Deber