Bolivia perdió 2-0 ante Francia, vigente campeona del mundo, este domingo en Nantes, en el último partido de fogueo de la selección sudamericana antes de su participación en la Copa América de Brasil (del 14 de junio al 7 de julio).

Thomas Lemar (5) y Antoine Griezmann (43) fueron los verdugos del combinado altiplánico, al que condenaron sus errores defensivos y su falta de pegada en ataque.

A 12 días de que Bolivia dispute el partido inaugural de la Copa América frente a Brasil, en Sao Paulo, el equipo que dirige Eduardo Villegas evidenció que le queda mucho por hacer si quiere salir vivo de un grupo A del torneo sudamericano que comparte con Perú y Venezuela, además de la selección anfitriona.

De hecho, la ‘Verde’ llegará a Brasil sin que Villegas haya conseguido ni una sola victoria desde su llegada al banquillo del plantel altiplánico.

En su debut no pasó del empate 2-2 contra la visitante Nicaragua y posteriormente encadenó dos derrotas (ambas por 1-0) en una pequeña gira asiática que le opuso a Corea del Sur y Japón, antes del partido disputado este domingo en Nantes.

En el Estadio de la Beaujoire y ante algunos compatriotas bolivianos en las gradas, la ‘Verde’ trató de plantar cara a los campeones del mundo desde un principio, pero los locales encontraron rápidamente la falla en la defensa sudamericana: Griezmann arrancó por la derecha y su centro al segundo palo lo culminó Lemar con un balón picado por encima del arquero Lampe (5).

Pese a que Didier Deschamps no pudo contar con varios de los jugadores que ganaron en Rusia hace un año (como Hugo Lloris, Lucas Hernández, N´Golo Kanté y Olivier Giroud), los Bleus dejaron patente desde el inicio la diferencia de calidad entre ambos conjuntos.

El central del Barcelona Samuel Umtiti, con un cabezazo que sacó sobre la línea Raúl Castro (13) y el extremo del Marsella Florent Thauvin, con un latigazo que rechazó Lampe con el pie (15), pudieron haber aumentado la ventaja local antes de que el partido cayera en un letargo del que sólo se despertó con el tanto de Griezmann.

Aprovechándose de otro error de la defensa boliviana, al no acertar Erwin Saavedra a rechazar un centro de Lemar, el aún delantero del Atlético de Madrid controló la pelota en la frontal del área chica y batió a placer a Lampe (43).

Pese a perder al estelar Kyliam Mbappé, sustituido al descanso por un golpe en el tobillo, los franceses salieron tras el descanso dispuestos a buscar la goleada.

– Solo dos disparos de Justiniano –

Wissam Ben Yedder, sustituto de Mbappé, y Lemar dejaron escapar dos claras ocasiones nada más comenzar, en las que Lampe evitó el gol con dos acciones meritorias (minutos 51 y 52).

No fue hasta entonces, cuando la ‘Verde’ pareció picarle el orgullo y adelantó líneas buscando el arco rival.

Leonel Justiniano, primero con un golpe franco directo que atajó Alphons Areola (55) y después al no conectar bien con la cabeza un centro desde la derecha de Alejandro Chumacero (60), demostró que Bolivia también podía crear peligro con los dos únicos disparos entre palos en toda la noche.

Con las ocasiones por ambas partes, el partido se animó y Lampe volvió a salvar a la ‘Verde’, deteniendo primero un tiro a bocajarro de Thauvin (65) y después otro disparo lejano de Kingley Coman (67).

Ante la falta de pegada en ataque, la ‘Verde’ mejoró sus ajustes defensivos en el tramo final del partido, lo que le permitió acabar la contienda sin recibir un castigo mayor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here